Nace la Sociedad de Estudiantes del Posgrado en Ciencias de la Vida




Ciencias de la vida

Lograr la integración de la comunidad del posgrado en Ciencias de la Vida del CICESE, generar un ambiente de investigación que incluya la divulgación de esta parcela del conocimiento, promover un bienestar estudiantil integral y vincularse interinstitucionalmente, son las motivaciones por las cuales nació la Sociedad de Estudiantes del Posgrado en Ciencias de la Vida (SE-PCV) en el verano de 2021.

Organizados bajo un clima de libertad y apoyo institucional a través de la coordinación del Posgrado en Ciencias de la Vida, cuya matrícula actual asciende a 81 estudiantes de maestría (30 de nuevo ingreso) y 41 de doctorado (9 en la matrícula 2021), los integrantes de la primera mesa directiva confían en el trabajo horizontal y colaborativo entre todos los integrantes del PCV que cuenta con cuatro líneas de generación del conocimiento: 1. Biomedicina y Bionanotecnología, 2. Microbiología Celular, Molecular y Aplicada, 3. Biotecnología y Genómica de Organismos Acuáticos y 4. Vulnerabilidad de la Biota y Ecosistemas.

Si bien para integrarse debieron echar mano de reglamentos “clásicos” de organizaciones estudiantiles similares –con presidente, vicepresidente, tesorero, etc.–, los impulsores de esta iniciativa rechazan el trabajo vertical y pugnan por la colaboración horizontal para que todos los estudiantes tengan voz, voto y puedan participar activamente en el mismo nivel de importancia para alcanzar los objetivos de la naciente SE-PCV, comentan en entrevista Hiram Moreno Higareda, presidente, y Jorge Andrade Sánchez, vicepresidente, ambos estudiantes de doctorado.

Primeros representantes de la SE-PCV

¿Quiénes integran la mesa directiva de esta naciente sociedad? Hiram Moreno, presidente; Jorge Andrade, vicepresidente; Alejandra Castañeda, secretaria; José Manuel Morales, tesorero, quienes desarrollarán estas funciones a lo largo de un año.

Si bien estos encargos constituyen el bloque base, impulsar la participación y horizontal de todos los estudiantes de este posgrado, generó la creación de otras encomiendas: Gabriela Carballo, Alejandra Walter y Eduardo Lucero son los coordinadores de comunicación; Lupita Abarca, moderadora de reuniones y representante de la línea en Microbiología; Sharlin Landeros y Yadira Romero, representantes de Biomedicina y Biología Ambiental, respectivamente. Además, se crearon los siguientes comités: de recaudación de fondos, de eventos y festejos, de vinculación estudiantil y de vinculación externa.

De izquierda a derecha, de arriba a abajo: Hiram Moreno, Jorge Andrade, Alejandra Castañeda, José Manuel Morales, Yadira Romero, Alejandra Walter, Gabriela Carballo, Lupita Abarca, Vianey Cabello, Eduardo Lucero, Sharlin Landeros, Iván Santos.

Democracia y liderazgo

Para su organización, la SE-PCV plasmó en un documento su misión, visión, objetivos, organigrama con cargo y responsabilidades asociadas y un directorio. En aquél se lee su misión: “Representar a la comunidad estudiantil del Posgrado en Ciencias de la Vida desde una perspectiva inclusiva y promover el mejoramiento integral del estudiante con base en el desarrollo académico, cultural, social, deportivo, psicológico y humano”. En su visión a mediano plazo aspiran a ser una organización modelo en la promoción del desarrollo integral e inclusivo de la comunidad estudiantil del CICESE.

Como toda buena iniciativa, la conformación de la SE-PCV fue posible gracias a la suma de esfuerzos de muchos y el mayor impulso de la Dra. Patricia Juárez Camacho, actual coordinadora del programa de posgrado en Ciencias de la Vida. El trabajo colectivo se fortaleció con experiencias previas de algunos estudiantes en otras sociedades y organizaciones estudiantiles.

Recurso semilla

En entrevista, la Dra. Patricia Juárez señaló que la creación de la SE-PCV es parte de las iniciativas quel CPP (Consejo del Programa del Progrado) decidió impulsar para fortalecer nuestro posgrado y el desarrolllo integral de nuestros estudiantes. La SE-PCV contará con el apoyo del CPP y de profesores del programa que quieran fungir como mentores de la sociedad. Así mismo, el CPP destinará anualmente una cantidad representativa de su presupuesto interno para apoyar a los estudiantes en sus actividades.

Es un recurso semilla, pero es un apoyo seguro que tendrán y les permitirá crecer y buscar más recursos. Además, los apoyaremos en todo lo que esté a nuestro alcance. Queremos que la SE-PCV trabaje con nosotros, para llevar la divulgación científica a la gente, y sea una plataforma que permita a los estudiantes crecer académicamente como profesionistas, crear vínculos con otras sociedades estudiantiles y académicas, exalumnos y abrir puertas para la aplicación de futuros empleos”.

La pandemia, un detonante para la organización

En opinión de Jorge Andrade Sánchez, vicepresidente de la SE-PCV, la pandemia por COVID-19, sobre todo el aislamiento, fue un detonante adicional que impulsó la organización de esta sociedad. “A una compañera llegué a comentarle no sé qué tan CICESE me siento”. Y es que la generación 2020 de estudiantes de nuevo ingreso recibió la bienvenida, las clases y toda la interacción institucional de manera virtual. “No podíamos acercarnos al CICESE, todo era vía remota, no conocíamos las instalaciones ni teníamos contacto con personal administrativo o información de procesos, nos sentíamos aislados”, afirma Andrade Sánchez.

Por su parte, Hiram Moreno Higareda, presidente de la SE-PCV, considera que una de las dificultades más grandes para este tipo de sociedades es la participación. “Para los estudiantes, dividir su tiempo en el cumplimiento de sus responsabilidades más actividades extracurriculares es muy difícil. Por ello, aunque la SE-PCV sea escalonada, con cargos específicos, estamos impulsando que nuestra organización sea horizontal y todos los estudiantes participen en el mismo nivel que el presidente, vicepresidente, tesorero, etc.”

Conforme el semáforo epidemiológico lo permita, se irá robusteciendo la agenda de la SE-PCV. Por lo pronto, los estudiantes que durante este primer año llevarán las riendas de la naciente sociedad, anuncian las siguientes actividades:

  • Una convocatoria, cuyas bases y premios se publicarán próximamente, para diseñar el ícono que los identifique como sociedad, una imagen que los represente a todos porque “la comunidad de ciencias de la vida es diversa, tanto que no se ha logrado representarla de una sola manera”, comenta Hiram Moreno.

 

  • Apadrinar a estudiantes de nuevo ingreso, para orientarlos y apoyarlos. Hiram Moreno recuerda su ingreso al CICESE y la espontánea asesoría de Jorge Andrade: “Sin yo solicitarlo recibí apoyo y orientación en trámites. En la misma línea queremos un apadrinamiento académico, que compañeros de cuatrimestres superiores asesoren a nuevos estudiantes y compartan experiencias, para que se sientan acogidos. Es estresante llegar a un lugar desconocido y no saber qué hacer. Como sabemos al CICESE llegan estudiantes de todo el estado de Baja California y de otras ciudades nacionales  y extranjeras.

 

  • Facilitar la comunicación entre académicos y estudiantes, de todas las  orientaciones del posgrado. Ser mediadores cuando sea necesario.

 

  • A través de la comisión de vinculación, establecer nexos con otras sociedades estudiantiles del CICESE, para nutrirse de su experiencia y realizar planes conjuntos. También explorar vinculaciones con sociedades, asociaciones y  organizaciones nacionales e internacionales, con capítulos de estudiantes y exalumnos de nuestro posgrado que han logrado establecerse como profesionistas exitosos.

 

  • Colaborar estrechamente con la Dirección de Estudios de Posgrados a favor del desarrollo integral de los estudiantes.

 

  • Cooordinarse con el Departamento de Comunicación para sumarse a actividades de divulgación de la ciencia, como charlas y exposiciones, en espacios públicos y escuelas.

 

  • A mediano plazo, organizar un simposio estudiantil.

Palabras clave: Sociedad Estudiantil del Posgrado en Ciencias de la Vida

anterior